Peligrosas grietas obliga el cierre de la iglesia San Ramón Nonato

Peligrosas grietas obliga el cierre de la iglesia San Ramón Nonato.

Arcángel López, Párroco de la iglesia San Ramón Nonato de Baitoa, informo a todos sus feligreses el cierre de la congregación católica hasta la solución de los problemas estructurales presente en la misma, ya que dicha decisión fue tomada luego de múltiples pedido de la parroquia a las autoridades del MOP.

En la pasada semana miembros de dicho ministerio visitaron la comunidad haciendo un levantamiento de lugar que arrojó como resultado el cierre de la instalación de la iglesia hasta que la misma sea intervenida, ya que las condiciones son ponderadas graves y un peligro inminente ante cualquier evento de temblor de tierra.

TEMPLO GIERTA EN BAITOA1“Debido a los graves daños estructurales que presenta nuestro templo parroquial, se pidió una inspección del mismo, a la oficina de obras públicas de Santiago, inspección que dio como resultado, el que el templo en su estructura, presenta un riesgo de colapso ” dijo Arcángel López, Párroco de la iglesia

La Iglesia San Ramón fue construida en el primer gobierno de Dr. Leonel Fernández (1996-2000) lo que indica que la construcción tiene unos 18 años, desde el inicio de la construcción personas trataron de intervenir en la forma en que estaba construyendo la obra porque consideraban que no se cumplía con estándares de calidad que se ameritaba, y dicen que en aquel momento los ingenieros a cargo de la obra levantaron una verja en el frente con la que impidan a la comunidad ver el proceso. Dichos vicios se construcción han empeorado en los últimos años y luego de terremoto que afectó la vecina nación de Haití.

Y que por lo tanto, nos recomiendan la no utilización de la edificación. Nuestra comunidad parroquial, no cuenta con otra estructura en la que podamos celebrar la santa Misa y lo ritos sagrados a los que se acuden masivamente.

Así mismo el párroco pedido a la directiva y miembros del club Unión y Progreso, concedan el permiso para celebrar, en sus instalaciones, los sacramentos religiosos y solemnidades en los días en que corresponda, de manera especial, los días domingos, en su horario habitual de 9:00 de la mañana, como también, matrimonios, bautizos, fiestas patronales parroquiales, catequesis, exequias, novenarios y aniversarios de difuntos, que como bien sabemos estos últimos, se presentan en cualquier día de la semana.

Agradecemos desde ya a la feligresía en general y a todas las personas que deseen colaborar en favor de esta necesidad, y encontrar así, una pronta solución.

¿Que opinas sobre esto?