Padres piden ayuda para operar a bebé

operar

Padres piden ayuda para operar a bebé.

SANTO DOMINGO, RD.- Kimberly de la Cruz esperaba con ilusión el nacimiento de su hijo Daniel Alexander Núñez de la Cruz. Todo iba bien, según le dijeron los médicos durante los diversos chequeos del embarazo. Pero la última sonografía detonó una alarma. Le informaron que el bebé había desarrollado un infagioma congénito.

Le practicaron la cesárea a las 39 semanas del embarazo. Kimberly, que está desempleada y tiene 19 años, y su esposo Alexander Núñez Matos, un obrero de 27 años, están solicitando ayuda para poder hacer frente al complejo cuadro de salud que presenta su hijo, ya que el pequeño no dispone de seguro médico.

La familia vive en Puerto Isabela, Cristo Rey, y en menos de un mes ha tenido que hacer frente a un desafío que se inició justo en el momento en que nació Daniel.

Tras la cesárea, practicada el 9 de noviembre, el bebé permaneció cuatro días en la Maternidad Nuestra Señora de la Altagracia donde recibió las primeras atenciones. La evaluación física determinó que el niño presenta una lesión nodular quística irregular localizada en el hemitórax izquierdo y signos de dificultad respiratoria. El diagnóstico es un linfagioma gigante axilar. A simple vista, se trata de un tumor que ocupa más de la mitad del pequeño cuerpecito de Daniel.

Alexander cuenta que en la maternidad su hijo recibió medicación, oxígeno, transfusión de sangre y quimioterapia. Explica que la cirujana pediatra le dijo que había que trasladar al bebé al hospital Robert Reid Cabral donde disponen de condiciones para someterlo a una cirugía.

Dice que en la Maternidad al niño le estuvieron aplicando un medicamento que se debía continuar por varias semanas. “Pero en el Robert Reid no continuaron el tratamiento. Después de cinco o seis días dicen que no pueden hacer nada con el niño porque la operación es riesgosa”.

Alexander le preguntó a una doctora si había otra posibilidad que no fuera entregarles el niño, como sugerirle otro lugar donde lo pudieran atender. Ella le respondió que lo podían llevar a una clínica pero que sería muy caro y que los medicamentos que requiere el niño también son muy caros.

Según cuenta, esta doctora le dijo que las posibilidades del niño a nivel médico son muy escasas.

LOS PADRES NO SABEN A QUÉ LUGAR ACUDIR
Cuando los padres de Daniel Alexander hablaron con LISTÍN DIARIO desde hacía ocho días Daniel estaba en su casa donde solo le suministran leche, “porque no saben qué le van a dar”.

Alexander dice que están buscando una institución donde ingresarlo porque luce muy pálido.

“El tumor le está absorbiendo las plaquetas, según lo que dicen los doctores. En el tiempo que estuvo en la maternidad le hicieron cuatro transfusiones de sangre con sangre O negativa porque, a medida que va crecimiento el tumor, el niño se va debilitando”, dice.

Para ayudar, puede llamar al 809-732-9975 o hacer su aporte a la cuenta 732320791 en el Banco Popular.

¿Que opinas sobre esto?