Hondureños aceptan diálogo con ONU y OEA por comisión anticorrupción

Dos jóvenes manifiestan con las caras pintadas por la dimisión de presidente hondureño Juan Orlando Hernández en Tegucigalpa, el 3 de julio de 2015 (AFP | Orlando Sierra).

Once manifestantes “indignados” en huelga de hambre en Honduras aceptaron dialogar con una misión de Naciones Unidas y la OEA que llegó este lunes a Tegucigalpa, pero exigieron la instalación de una comisión internacional para investigar la corrupción.

“Reafirmamos nuestra postura de exigir la CICI (Comisión Internacional Contra la Impunidad) en Honduras y someter a juicio político (…) al presidente del poder Ejecutivo, Juan Orlando Hernández”, dijo uno de los huelguistas, German Ayala, al leer una declaración en rueda de prensa.

Ayala leyó la declaración como portavoz de los once manifestantes que participan en una huelga de hambre contra la corrupción registrada en el gobierno.

La misión llegó a petición del presidente Hernández para facilitar un diálogo que acalle las protestas de los llamados “indignados”, quienes cada viernes marchan con decenas de miles de personas portando antorchas en la capital y otras ciudades, para exigir una investigación por la apropiación de 330 millones de dólares del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS).

El presidente Hernández aceptó que unos 94.000 dólares de ese dinero ingresaron a la campaña que lo llevó al poder en 2013 y convocó a una diálogo para fortalecer la lucha contra la corrupción y la impunidad.

Sin embargo, los indignados se han negado a participar en el diálogo con Hernández e insisten en la comisión internacional y la renuncia del mandatario.

AFP

¿Que opinas sobre esto?