wiko 5 tendencias 2020 tech 0

Estas son las cinco tendencias tecnológicas en 2020, ¿te lo crees?

En esta época del año suelen surgir muchos aventurados -consultoras, analistas, expertos, gurús, empresas, …- que intentan adivinar las tendencias del año que comienza en unos días. Hoy traigo a colación la previsión que ha realizado WIKO, un fabricante de móviles que no es de los más conocidos en España. Y esta empresa señala que la inteligencia artificial (IA), el machine learning, la explotación del comercio móvil o los sensores biométricos seguirán teniendo su largo recorrido en el 2020.

“La inteligencia artificial”, dicen en WIKO, “es una de las tecnologías más utilizadas y aplicada actualmente, incluso en alguna de las situaciones de nuestro día a día que ya hemos asumido como cotidianas – como cuando Google te sugiere una palabra para completar tu búsqueda – pero que no serían posibles sin este conjunto de herramientas”.

La inteligencia artificial es la capacidad de un conjunto de tecnologías para simular los procesos cognitivos asociados a la inteligencia del ser humano, con el fin de crear algoritmos o dispositivos inteligentes que reaccionen como las personas. La realidad es que esta tecnología ya se aplica a productos destinados a usuario final, como la cámara de los smartphones, pero seguirá desarrollándose para perfeccionarse y aplicarse en muchas otras áreas y dispositivos.

Y es precisamente en este punto, el del aprendizaje, donde entra en juego el machine learning o aprendizaje automático, que forma parte de la IA, pero desde la perspectiva del aprendizaje para fomentar así la autonomía de las máquinas. Es decir, comparte con esta tecnología la recepción de datos y ejecución de algoritmos, pero con la finalidad de ajustarlos a medida que procesan la información y conocen el entorno, para aprender de forma autónoma.

El Internet of Things, o Internet de las Cosas, explica la predicción de WIKO, es una realidad actual con posibilidades infinitas que seguirá desarrollándose y, por tanto, se intensificará durante los próximos años. Esta tecnología no es otra cosa que la integración de sensores y dispositivos en objetos de la vida cotidiana de las personas, ya sea en entornos de laborales o personales -además de en sectores profesionales como el de la salud, la seguridad, el transporte o las Smart Cities, entre otros- de tal forma que están conectados a Internet y se convierten en una fuente de datos para adaptarse a los hábitos de los usuarios.

Se trata de una herramienta muy útil para recopilar información del entorno, mejorar la eficiencia energética, conseguir ciudades más sostenibles, o el desarrollo de nuevas soluciones para el usuario final, entre otras opciones. Pero no hay que olvidarse de los cambios en la forma de producir que esta tecnología provoca, o los retos que debe afrontar de cara a los próximos años, como la estandarización o la seguridad de los dispositivos IoT.

Otra de las tecnologías estrella, ya hoy, pero con mucho recorrido por delante probablemente es la biometría, como por ejemplo el lector de huellas, un modo de identificación presente en dispositivos de uso diario, como el teléfono móvil o los sistemas de control de acceso de las empresas, entre otras opciones. Estos sensores biométricos son básicamente sistemas mecánicos o electrónicos que registran los datos biométricos de los usuarios de dispositivos inteligentes y sirven como método de identificación de la persona.

WIKO se pregunta ¿hasta qué punto los sensores biométricos on capaces de identificar con total certeza y seguridad? Se trata de una tecnología en constante evolución que prevé ampliar tanto sus usos como los dispositivos a los que podrá incorporarse, ofreciendo comodidad al consumidor. El reconocimiento facial se puede considerar actualmente el sistema más seguro de identificación, además de ser uno de los más populares. Sin embargo, hay un reto al que todos ellos se enfrentan de cara a un futuro próximo, que es a la vez una de sus fortalezas, y es la seguridad y privacidad que ofrece al usuario. Y es que la ciberseguridad cuenta con tantos retos como oportunidades se abren con cada paso en pro de la evolución tecnológica.

También los asistentes inteligentes y las búsquedas a través de la voz continuarán en 2020 su expansión. ¿Quién no ha realizado una búsqueda por voz hoy en día a través de alguno de sus dispositivos tecnológicos? Hacer llamadas de teléfono, pedir la canción que queremos escuchar o encontrar el restaurante o la tienda al que queremos ir, son algunas de las respuestas que buscamos en un asistente de voz. Se trata de una tecnología relativamente reciente que ha pasado de estar en fase de adopción por parte del usuario final a ser una de las tendencias del momento en tan solo unos pocos años.

Finalmente, y aunque el eCommerce es una tendencia que se encuentra ya totalmente instalada en nuestras vidas, la realidad es que hay muchos dispositivos a través de los cuales se puede acceder a este tipo de comercio. Cada vez pasamos más tiempo conectados y cada vez más lo hacemos desde un smartphone. Esto hace que el entorno móvil cobre una gran importancia, tanto para las personas como para las empresas, que cada vez enfocan más su estrategia de ventas y marketing a este formato.

Actualmente más de la mitad de las visitas que reciben los comercios electrónicos se realizan a través del teléfono móvil, y se prevé que de cara al año 2020 hasta el 50% de las ventas realizadas procedan del tráfico móvil. Superada ya la barrera de la comodidad y la seguridad que a los usuarios les supone comprar a través del móvil inteligente, el reto ahora es ir más allá y aprovechar los avances tecnológicos que están por venir para ofrecer nuevas posibilidades al sector eCommerce. ¿Será posible tener el producto en la mano, de forma virtual, antes de realizar una compra por internet desde casa y sin acceder al comercio físico? Solo el tiempo podrá confirmarlo, dicen en WIKO.

Crédito: Muy Interesante