Dominicanos Alto Manhattan abren cada día más negocios no esenciales por COVID-19

El estado de Nueva York se prepara para comenzar poco a poco la reapertura este viernes 15, luego de casi dos meses de confinamiento extremo y cierre de negocios por el COVID-19, informó el gobernador Andrew Cuomo.

Pero la Gran Manzana no está para reabrir, al contrario las restricciones fueron extendidas hasta el próximo 7 de junio, porque sigue teniendo un elevado número de contagios y fallecimientos.

Hasta la fecha, en la urbe hay 184,319 personas contagiadas y 20,237 fallecidas por el COVID-19

Aún con las restricciones vigentes, decenas de negocios propiedad de dominicanos en el Alto Manhattan, entre otros vecindarios de la ciudad, están reabriendo cada día más, sujetos a ser multados pues la disposición es que solo pueden estar abiertos los establecimientos esenciales por motivo del COVID-19, entre ellos farmacias, supermercados, bodegas y licuor store.

Asimismo, bancos, gasolineras, restaurantes, solo para llevar o entrega domiciliaria, ferreterías, correo y agencias de envíos, lavanderías, limpieza y mantenimiento de edificios, servicios de cuidado infantil, funerarias, crematorios, cementerios y refugios para animales, entre otros.

Entre los establecimientos no esenciales se pueden observar abiertos en los vecindarios dominicanos de Washington Heights e Inwood, tiendas de ropas, celulares, auto-parts, oficinas de Income-Tax, almacenes de ventas a 99 centavos. Los vendedores ambulantes se han activado casi un 100 % en las diferentes vías.

El gobernador ha especificado que de las 10 regiones que componen el estado, solamente tres están listas para reabrir (Finger Lakes, Mohawk Valley y Southern Tier) porque cumplen con los requerimientos contra el coronavirus al demostrar que tienen 14 días de reducción continua en hospitalizaciones y de fallecimientos.

Asimismo, tener el 30% de disponibilidad de camas en hospitales; el 30% de capacidad libre en unidades de cuidados intensivos; garantizar el suministro de pruebas cada mes de 30 por cada 1,000 residentes; haber contratado a 30 especialistas de rastreo y seguimiento de nuevas personas contagiadas, por cada 100,000 habitantes.

Ciertos negocios y actividades recreativas de bajo riesgo podrán reanudarse en la primera fase, dijo Cuomo. Entre estos, paisajismo, pesca, jardinería, películas de autoservicio, cine al aire libre, el juego de tenis porque conserva el distanciamiento social, negocios de construcción y fábricas.

La segunda fase dará permiso de apertura a servicios minoristas, inmobiliarias, financieros y profesionales, mientras que la tercera incluye restaurantes y hoteles, y la última, las escuelas, entretenimiento y recreación.

De acuerdo a un estudio de la Universidad de Pennyslvania si en EE.UU los estados reabren prematuramente podría traer resultados catastróficos, porque ocasionaría 233 mil muertes nuevas por el COVID-19.

Por Ramón Mercedes

¿Que opinas sobre esto?